sábado, 10 de marzo de 2012

¿Qué fue de Winona Ryder?

Vuelvo a ver Reality Bites, la icónica película de mediados de los 90. Esta empieza con el discurso de graduación de la protagonista, en el que arremete sobre la generación anterior que, tras revolucionar el mundo, se haya cómodamente instalada en el consumismo y, además, se permite criticar a unos jóvenes que no están dispuestos a vender su libertad por jornadas de trabajo interminables para comprar y comprar. La respuesta, nos dice, es fácil y, después de varios titubeos, reconoce que ella no sabe la respuesta. Y he aquí la característica de la que pasó a llamarse Generación X, la incógnita, el no saber. En este film vemos otros cambios generacionales como, por ejemplo, el hecho de que la mirada tras la cámara sea femenina ya que Lelaina, encarnada por Winona Ryder, se encarga de grabar en vídeo la vida de sus amigos, eso jóvenes sin ningún modelo válido para imitar. También, el mismo hecho de que muchas de las imágenes sean, precisamente, a través de esa cámara de vídeo anticipa la importancia que empezaba a cobrar la tecnología y los cambios en el concepto de la intimidad que explosionaron con el cambio de milenio. Por otra parte, los temas sobre los que giran sus conversaciones, la falta de expectativas de encontrar un buen trabajo tras salir de la universidad, la homosexualidad o el SIDA tienen que ver con el sentir de la época y aún siguen vigentes en la actualidad.
Miro a Winona Ryder, convertida en musa de los 90, tan menudita ella, frente a las mujeres siliconadas de finales de los 80. Los chicos la encontraban irresistible y las chicas pensábamos que no podía ser más mona, con sus ligeros vestidos de pequeños estampados, tan parecidos a los que nosotras mismas teníamos en nuestros armario. El mismo año que se estrenó esta película murió Kurt Cobain, otro de los iconos de los 90 que con Nirvana se convirtió en la banda sonora de esa década. Y, bueno, Winona fue detenida por tener la mano demasiado larga así que los mitos nos duraron bastante poquito pero, mientras duraron, teníamos la ilusión de que nos podíamos poner a bailar con nuestros amigos en el supermercado de cualquier gasolinera.


1 comentario:

  1. Winona Rider se perdió. Demasiada responsabilidad para uno de los iconos de generación de los 90's. Solo una cara bonita. El tiempo la puso en su sitio. Las películas generacionales envejecen muy mal y Reality Bites no es un excepción.

    ResponderEliminar